viernes, 4 de septiembre de 2015

La foto del viernes: Julián Muñoz


Quién te ha visto y quién te ve. Julián Muñoz, el otrora todopoderoso alcalde de Marbella y pareja de la tonadillera Isabel Pantoja, alias "Cachuli", presta declaración en uno de sus numerosos juicios, con aspecto bien diferente al que lucía en saraos, actos oficiales o divirtiéndose en la romería del Rocío. Ambos están en la cárcel condenados ya por otros casos. El antes orondo y ufano personaje de las revistas del corazón es ahora un esqueleto enfermo, una penosa involución de ser humano. Quien mal anda, mal acaba.

4 comentarios:

Jesús Herrera Peña dijo...

Cuando llega la decrepitud de un ser humano, la probabilidad más alta es la de que nos inspire compasión y otros sentimientos nobles contrarios a la venganza, al revanchismo, al odio...
Pero cuando alguien tan hijodecura como Gil y Gil se escapa de rositas como él se escapó, ¿qué debiera inspirarnos?
Y dentro de lo poco creible que sea Julián Muñoz, yo sí que le creo en las recientes confesiones vertidas ante el juez: Que siempre fue, en vida del tal y tal, una marioneta. Una marioneta interesada y agradecida como tantos otros que no le tienen ningún respeto a la función pública-política y muchísimo menos a los dineros que en teoría, en una absurda teoría, pertenecen a todos los ciudadanos de una sociedad.
¿Eh que sí?

Antonio Torres Márquez dijo...

Que personajes, dios mio...
Saludos

Francisco Javier Domínguez dijo...

Este personaje no me provoca ninguna pena, Jesús. Durante años se ha comportado como un déspota y un chulo, disfrutando de las barbaridades que cometía (por sí o por encargo de su mentor) a cara de perro. El que ahora se nos muestre como un enfermo no debe movernos a engaño. Él se ha buscado el castigo que le está infligiendo la sociedad a la que ha saqueado. Si se hubiese portado honradamente podría buscar su cura como una persona normal.

Francisco Javier Domínguez dijo...

Patéticos personajes, muestra del lado muy negativo de la picaresca española, Antonio.

Saludos