lunes, 21 de junio de 2010

El verano

A medio día ha llegado el verano, el verano astronómico. A principios de  mes, aunque no habíamos cambiado de estación, ya hizo calor, mucho calor. Nos acercamos a los cuarenta grados, típica temperatura de estas tierras, sobre todo a fines de julio y principios de agosto. Como siempre que el calor nos coge por sorpresa, el aire acondicionado estaba averiado. Es la segunda vez desde que nos mudamos. Esperemos que dure el arreglo. Después bajó el termómetro. Menos mal que no guardamos toda la ropa de la otra temporada. Incluso la semana pasada llegó a llover torrencialmente, con ambiente más que fresco, frío. Hoy se anunciaba subida de temperaturas. Se ha notado, sobre todo por la tarde, cuando se ha producido el acontecimiento cósmico en el hemisferio norte. 

Y cuando viene el calor lo que apetece es refrescarse. Quedarse ligero de ropa, o sin ella. Notar la frescura del agua. El agua que hoy nos sobra tras un invierno rico en precipitaciones. Para estimular nuestra piel, para estimular nuestros sentidos, para agitar nuestra imaginación, nuestra alegría de vivir. Para buscar el descanso merecido, la paz del canto de las cigarras, el sopor de la siesta, cobijados en buena sombra. Para estar en buena compañía entablando conversaciones ligeras, divertidas, gratificantes. Y el frescor de la noche, cuando llega, y nos envuelve de aromas a tierra y plantas regadas, que nos regalan sus bendiciones, tras el paso del sol abrasador. Señoras, señores, por fin es verano.

6 comentarios:

Alfonso dijo...

Pues preparátate, que se prevé un verano extremo y que puede llegar hasta noviembre jj

SCHEVI dijo...

No me asustes, Alfonso. Menos mal que arreglaron el aire acondicionado. uf!

Al menos hoy ha ganado España en el mundial. Bien!

EL QUINTO FORAJIDO dijo...

Yo ya he escuchado de todo, que si verano extremo, que si verano fresco, que si verano lluvioso, en fin que alguno acertará.

SCHEVI dijo...

El que acierte dirá: "yo ya lo avisé, pero no me escuchásteis". Y si es de la prensa, aunque diese el pronóstico equivocado, también nos asegurará lo mismo. Ya verás, Quinto Forajido.jajajaja

Aprendiz de Mucho dijo...

Lo que si es cierto y seguro es que va a ser verano, por cierto, me encanta el croar de las ranas y el canto de los grillos en la noche.

SCHEVI dijo...

Aprendiz ¡habemus veranum!, con ranas, grillos, cigarras, mosquitos....de todo, jajaja